jueves, 30 de abril de 2009

Un enigmático planeta del tamaño de Júpiter

Recreación generada por un ordenador del nuevo planeta. NASAUn enigmático planeta del tamaño de Júpiter ha sido detectado orbitando en torno a una estrella similar a nuestro Sol. Este insólito mundo realiza una extraña órbita en forma elíptica alrededor de su estrella.

En su punto más lejano, el planeta se encuentra a 132 millones de kilómetros de su estrella, tan lejos como la Tierra de nuestro Sol. Sin embargo, cuando alcanza su máxima proximidad, se halla a sólo 5 millones de kilómetros de su estrella, 10 veces más cerca que Mercurio de nuestro sol.

El hallazgo lo ha logrado un equipo de astrónomos del University College de Londres, y sus resultados se han presentado en la Conferencia Europea de Astronomía JENAM 2009, celebrada en Hertfordshire (Inglaterra).

El 'extraño planeta', cuyo nombre científico es HD80606b, realiza su máxima aproximación cada 111 días. La existencia del planeta ya se conocía, pero los datos recopilados durante el tránsito delante de su estrella han permitido descubrir por primera vez todas sus características.

Además, se ha comprobado que este planeta experimenta grandes variaciones de temperatura. Desde los tres grados centígrados, como puede ocurrir en el caso de la Tierra, hasta los 1.200 grados.

Los autores del hallazgo creen que la extraña órbita elíptica del planeta podría explicarse por el hecho de que su estrella forma parte de un sistema binario. Este fenómeno implica que durante millones de años, la estrella ha 'estirado' la órbita del planeta, provocando su extraña configuración.

miércoles, 29 de abril de 2009

Asteroide Apophis, un encuentro cósmico

Artistic view of the electrostatic tractor concept. Credits: Fabio Annecchini. ESALa primera Conferencia Internacional sobre Defensa Planetaria de la Academia Internacional de Astronáutica se celebra en Granada, España, los días 27-30 de Abril. Entre los temas a debate destacan los preparativos para la aproximación del asteroide Apophis a la Tierra en 2029.

Este año se celebra un importante aniversario en la historia de la investigación científica: hace cuatro siglos Galileo utilizó por primera vez el telescopio con fines astronómicos, pero en 2009 también se definirá el marco que permitirá realizar futuros descubrimientos. El 13 de Abril de 2029 – dentro de veinte años – la aproximación del asteroide Apophis a la Tierra será una ocasión única para mejorar nuestro conocimiento sobre los Objetos Cercanos a la Tierra, también conocidos como NEOs (acrónimo inglés de Near Earth Objects). Expertos en la materia de todo el mundo debatirán la mejor forma de prepararse para este encuentro.

En la primera Conferencia Internacional sobre Defensa Planetaria de la Academia Internacional de Astronáutica (IAA), especialistas en astrometría, dinámica orbital, caracterización física de asteroides y cometas, aerotermodinámica y modelado de impactos se encontrarán con diseñadores de misiones espaciales, analistas de riesgos, ingenieros de sistemas y legisladores para tratar los impactos de asteroides como una materia de investigación interdisciplinar y una amenaza a tener en cuenta.

La conferencia, patrocinada por la ESA, será la primera de su clase organizada en Europa bajo el nombre de la IAA. Este evento también cuenta con el apoyo de las principales agencias espaciales, institutos de investigación y la industria.

A pesar de que el asteroide Apophis – una montaña de roca de 270 m de longitud, con una masa aproximada de 20 millones de toneladas – no supone un peligro real, constituye un buen ejemplo del tipo de objeto que podría presentar una alta amenaza de impacto. La amenaza es combinación de su tamaño y de su inmensa energía cinética, así como sus aproximaciones periódicas a nuestro planeta – en intervalos que varían de los cientos a los miles de años. Por esta razón, la conferencia aprovechará la visita de Apophis como catalizador para la investigación aplicada en el campo de los asteroides.

“Es un tema muy atractivo para muchos investigadores, ya que en los estudios sobre estos objetos – y en los de las misiones espaciales relacionadas con ellos – se combinan muchos campos científicos y tecnológicos de vanguardia”, comenta Andrés Gálvez, director del Programa de Estudios Generales de la ESA y miembro del comité organizador de la conferencia. “Encontrar nuevas soluciones y arrojar luz sobre los aspectos aún desconocidos de los NEOs requiere una gran creatividad; estudiar cómo evitar una posible catástrofe a escala planetaria es un desafío especialmente convincente”, añade Gálvez.

En esta primera Conferencia Internacional sobre Defensa Planetaria de la IAA también se presentará la nueva iniciativa de la ESA para la Concienciación sobre la Situación del Espacio (Space Situational Awareness, SSA) “El riesgo de que un Objeto Cercano a la Tierra impacte contra nuestro planeta es bajo – pero cuando ocurre, produce muchos daños. El impacto de un NEO es la única amenaza natural que tenemos capacidad tecnológica para evitar – nos deberíamos preparar para esto”, comenta Detlef Koschny, miembro del programa SSA de la ESA.


Para más información:

Andrés Gálvez
General Studies Programme
Tel: +33 1 5369 7623
Email: andres.galvez @ esa.int

Detlef Koschny
Solar System Missions Division
Tel: +31 71 565 4828
Email: detlef.koschny @ esa.int

martes, 28 de abril de 2009

El objeto más antiguo y distante en el Universo

Recreación artística de la explosión de rayos gamma. ESOEl telescopio Swift de la NASA ha detectado una explosión de rayos gamma, provocada por el estallido de una estrella moribunda, que los astrónomos consideran el objeto más antiguo y distante detectado hasta ahora en el Universo. La explosión tuvo lugar hace aproximadamente 13.000 millones de años, tan sólo unos 600 millones de años después del Big Bang, cuando el Universo tenía un 5% de su edad actual.

Las explosiones de rayos gamma son potentes descargas de energía que duran entre menos de un segundo y varios minutos. Estos fenómenos liberan enormes cantidades de energía en muy poco tiempo, y generalmente se producen tras el estallido de una estrella que se tranforma en un agujero negro.

La explosión de rayos gamma recién descubierta fue detectada por el telescopio Swift en la mañana del pasado 23 de abril. El estallido duró unos 10 segundos y se produjo en la constelación de Leo. De inmediato, varios telescopios terrestres realizaron un seguimiento del fenómeno, incluyendo el Very Large Telescope (Telescopio Muy Grande o VLT, por sus siglas en inglés), en Paranal (Chile) del Observatorio Europeo Austral (ESO) .

Las observaciones realizadas con rayos infrarrojos por el VLT, unas 17 horas después de que la explosión fuera detectada, permitieron a los astrónomos establecer la distancia a la que se produjo el estallido.

"Se trata de la explosión de rayos gamma más remota jamás detectada, y también el objeto más distante descubierto hasta ahora", asegura Nial Tanvir, el director del equipo que realizó las observaciones con el VLT, en un comunicado difundido por el ESO.

El estallido tuvo lugar cuando el Universo era aún muy joven, con una edad de unos 600 millones de años. Para hacerse una idea de la 'inmadurez' del cosmos en aquel momento, hay que tener en cuenta que las primeras estrellas se formaron cuando el Universo tenía entre 200 y 400 millones de años.

"Ahora podemos confiar en que en el futuro se encontrarán estallidos incluso más lejanos, que abrirán una ventana para el estudio de las estrellas más primitivas y el final de la llamada 'Edad Oscura' del Universo", concluye este astrónomo.

lunes, 27 de abril de 2009

Una misteriosa nube de gas en el universo primitivo

Himiko. Una misteriosa nube de gas en el universo primitivoUna misteriosa nube de gas gigantesca, tan grande como una galaxia típica actual, ha sido descubierta a una distancia que corresponde a una edad del cosmos de sólo 800.000 años (su edad actual es de 13.700 millones de años). Los astrónomos están intrigados, no saben cómo explicar su existencia, porque no se ajusta a sus modelos teóricos de la historia del universo a partir del Big Bang inicial.

La nube de gas fue detectada con el telescopio japonés Subaru (en Hawai) y por eso los científicos la han bautizado Himiko, el nombre de una misteriosa reina legendaria nipona. Pero han sido necesarias las observaciones realizadas con diferentes telescopios, unos en tierra y otros en el espacio, de diferentes longitudes de onda, para completar y confirmar el hallazgo. No es que sea la primera nube de gas de este tamaño que se descubre en el universo, pero las que se conocían hasta ahora correspondían a un universo más maduro, de 2.000 o 3.000 millones de años, y se cree que son precursores de galaxias. Himiko es demasiado grande (su longitud es equivalente al radio de la Vía Láctea, nuestra galaxia) para un cosmos tan joven, explican los astrónomos de la Canergie Institution de Washington. Es uno de los objetos más lejanos que los astrónomos ven en el cielo.

Los científicos apuntan numerosas hipótesis para explicar qué es Himiko. Puede tratarse de gas ionizado que alimenta un agujero negro supermasivo, o una galaxia primordial con gran cantidad de gas, o el producto de la colisión de dos galaxias muy jóvenes, o el efecto de procesos intensos de formación estelar, o incluso una galaxia gigante con una masa equivalente a unos 40.000 millones de soles.

"No me podía imaginar que un objeto tan grande pudiera existir en aquella fase tan joven del universo", comenta Masami Ouchi, líder del equipo de investigación, en una comunicación de la Canergie Institution. "Según el modelo cosmológico del Big Bang, primero se formaron los objetos pequeños y después se fueron fusionando para producir grandes sistemas. Esta nube tiene el tamaño de una galaxia típica pero es de cuando el cosmos tenía sólo el 6% de la edad actual".

Otro investigador del equipo, Alan Dressler, ha explicado que como Himiko es, por el momento, un objeto único, es muy difícil encajarlo en cualquier modelo teórico de cómo se formaron las galaxias.

domingo, 26 de abril de 2009

Un lenguaje indescifrable en el valle del Indo

Un lenguaje indescifrable en el valle del IndoLos símbolos hallados en losas y objetos de la civilización que habitó el valle del Indo hace más de 4.000 años son el código de un lenguaje de momento indescifrable.

Esos símbolos, encontrados en pequeños sellos, amuletos, objetos de cerámica y placas, siguen siendo un misterio hoy, y varios matemáticos y científicos informáticos cuestionan que se trate de un lenguaje y afirman que son simples pictogramas religiosos o políticos.

Para poder descifrarlos, se necesitaría el equivalente de la famosa piedra Rosetta, la pieza clave que permitió a los estudiosos entender los jeroglíficos egipcios, según el científico Rajesh Rao, autor principal de un estudio publicado en la revista Science.

Un equipo indo-estadounidense ha realizado un estudio estadístico por ordenador que compara el orden de los símbolos -conocidos como "Escritura del Indo"- con varias manifestaciones lingüísticas, desde el inglés moderno hasta el antiguo sánscrito, y sistemas no lingüísticos.

"En este punto, podemos decir que la Escritura del Indo parece tener concomitancias estadísticas con las lenguas naturales", señala Rajesh Rao, de la Universidad de Washington. La Escritura del Indo es conocida desde hace casi 130 años, "pero pese a más de cien intentos aún no ha podido ser descifrada; sin embargo, se ha asumido siempre que codifica un lenguaje", señala Rao.

El pueblo del Indo fue contemporáneo de las civilizaciones egipcia y mesopotamia y habitó el valle del río Indo en lo que es hoy el este de Pakistán y el noroeste de la India, desde alrededor de 2600 a 1900 aC.

Ahora, Rao espera llegar aún más lejos en el estudio de esta escritura para descifrar su código. El científico espera que este tipo de información contribuya a descifrar el lenguaje si aparece en el futuro un equivalente de la piedra Rosetta.

Una nueva especie de acacia rosa en Etiopía

Flor de Acacia fumosa. ScienceEl botánico Mats Thulin descubrió una especie del género Acacia en unas colinas de piedra caliza al sudeste de Kebri Dejar, en Ogaden, una zona en Etiopía de difícil accesibilidad y que a lo largo de su Historia ha sido objeto de innumerables disputas entre etíopes y somalíes.

Acacia fumosa es el nombre científico que le han dado a esta leguminosa descubierta en mayo de 2006 y cuyo estudio se ha publicado recientemente en la revista Science. Se trata de un árbol de unos seis metros de alto, cuya copa tiene un diámetro de ocho a diez metros, y que florece durante la estación seca. Sus características diferenciales con respecto a otras especies del mismo género son su corteza lisa y sus flores rosas.

Los investigadores han observado que esta especie predomina en una zona de al menos 8.000 kilómetros cuadrados, casi la superficie de la isla de Creta, por lo que calculan que puede haber millones de árboles.

Unas 2.350 especies de plantas se descubren cada año, de las cuales 300 suelen encontrarse en África. Sin embargo, éste es un hallazgo de gran importancia. No es frecuente encontrar una nueva especie tan abundante, ya que la mayor parte de los ejemplares descubiertos recientemente suelen estar en pequeñas zonas, casi con carácter local, o más diseminados.

sábado, 25 de abril de 2009

La Unión Astronómica Internacional crea una web divulgativa

La Unión Astronómica Internacional crea una web divulgativaLa Unión Astronómica Internacional (UAI), una organización que reúne a más de 10.000 astrónomos de todo el planeta, ha lanzado el Portal al Universo con motivo del Año Internacional de la Astronomía. Se trata de una web con la que esta organización pretende informar sobre los últimos grandes avances en la investigación del cosmos.

Para esto se valen no sólo del clásico formato texto, sino de vídeos, blogs, imágenes, y varias aplicaciones que permiten obtener datos casi en directo, como fotografías del Sol, la posición de las naves espaciales o información de los telescopios. Además, contiene un servicio de RSS para que aquellos internautas que se suscriban puedan estar informados de cada actualización de la web.

El director del proyecto, Lars Lindberg Christensen afirmó que la creación de este portal obedece a la necesidad que tienen los astrónomos de tener toda la información reunida en un solo sitio y que sea fácilmente accesible. Además, pretenden añadir materiales educativos y direcciones interesantes como clubs astronómicos, planetarios, y observatorios.

jueves, 23 de abril de 2009

El GPS, votado como mayor logro de la NASA

El GPS, votado como mayor logro de la NASAEl GPS, un aparato que permite ubicar con precisión un punto en cualquier lugar del planeta, fue elegido como el avance más importante logrado por la NASA en sus observaciones de la Tierra. El resultado de la votación que ubicó en primer lugar al Sistema de Posicionamiento Global entre 10 posibilidades fue anunciado coincidiendo con la celebración del Día de la Tierra.

La votación estuvo abierta durante una semana y tras el escrutinio se determinó que el GPS había conseguido 3.280 sufragios contra los 2.408 que recibió el sistema para diagnosticar la reducción de la capa de ozono.

El tercer lugar, con 2.313 votos, fue ocupado por los avances en los pronósticos meteorológicos logrados con la información de los satélites que ahora permiten determinar el estado del tiempo en un lugar del mundo con una semana de anticipación.

Según la agencia espacial estadounidense, detrás de la simplicidad del GPS, existe un cúmulo enorme de conocimiento científico sobre el movimiento y los cambios que se registran en la Tierra. "La navegación precisa con los satélites GPS sería imposible sin un conocimiento ultra preciso de la forma de la Tierra y de su rotación".

Pero no es solo ese el gran mérito del GPS que se ha hecho tan popular y que poco a poco se ha convertido en un integrante habitual del equipo de un automóvil y un agregado más de los programas de un teléfono móvil.

También (el sistema) tiene beneficios adicionales para la ciencia porque puede ubicar los movimientos de las placas tectónicas, medir el aumento de los niveles marinos y, sobre todo, hacer que la navegación aérea sea mucho más segura, según la NASA.

Los expertos habían apostado como seguro ganador al GPS, pero no anticiparon que el nuevo conocimiento adquirido por la NASA respecto a la capa de ozono superaría a otros avances más espectaculares como el del calentamiento y el aumento del nivel marino, o el desplazamiento de las masas de hielos polares.

Al proponer la postulación de los nuevos conocimientos sobre la capa de ozono, la NASA señaló que sus satélites y aviones han proporcionado pruebas cruciales sobre su existencia.

"Con pruebas científicas sobre la forma en que ciertas sustancias producidas por el hombre destruyen la capa protectora de ozono en la estratosfera, los países del mundo han actuado para eliminar a los culpables", señaló la NASA.

Añadió que los científicos pueden ahora entender los ingredientes de la combinación química y las condiciones atmosféricas que producen el daño al ozono pudiendo con ello pronosticar cuándo se recuperará esa capa de ozono en la Antártida.

Al referirse al tercer lugar, la NASA dijo que el nuevo sistema de pronóstico meteorológico que permite vaticinar una tormenta con una semana de anticipación, gracias a la información de los satélites, hizo del mundo "un lugar más seguro para vivir cuando se trata de climas peligrosos".

Para lograrlo, la agencia puso en el espacio lo que calificó como "una armada de satélites y sensores" que pueden detectar los factores que provocan los cambios del clima en todo el mundo.

Los otros avances de la NASA que ocuparon las primera posiciones fueron: El calentamiento y aumento de los niveles marinos (4), el alcance mundial de la contaminación aérea (5) y el desplazamiento de las capas de hielo (6). La verde ecología del planeta (7), los pronósticos de abundancia y hambre (8), el mundo del agua (9) y la ubicación de las fuentes de energía en el mundo (10).

Diez lecturas para saber de ciencia

Diez lecturas para saber de ciencia. elmundo.es"Sólo la ciencia es noticia; lo demás es cotilleo". La autoría original de tan aguda frase se atribuye a muchas fuentes, pero fuera quien fuera el primero en formularla, lo cierto es que señaló la trascendencia que el conocimiento científico tiene para la humanidad.

Durante siglos, la exploración del entorno y las leyes que lo rigen ha aportado saber y generado aplicaciones prácticas de alcance universal. Muchos de nuestros gestos cotidianos, los objetos de uso diario y el modo en que organizamos la vida social son fruto de avances de laboratorio. A menudo, no sabemos explicar esos hallazgos, pero nos servimos de ellos.

Como ya es tradicional con motivo de la celebración del Día del Libro, la sección de Ciencia de EL MUNDO ha seleccionado algunos de los mejores títulos de divulgación científica publicados recientemente y que sirven de herramienta para entender cuestiones claves del siglo XXI, abarcando campos que van desde la Física a la Antropología, pasando por la Ecología o la Salud.

Además de estas materias, la edición científica se ha volcado este año en dos asuntos. Por una parte, la conmemoración del bicentenario de Darwin, con motivo del cuál se han reeditado muchas de sus obras y se ha generado ingente literatura sobre su figura. Por otro, la celebración del Año de la Astronomía, que está sirviendo para ahondar en el estudio de la última frontera humana: el espacio. Todos los títulos aúnan contenidos de calidad y capacidad de comunicar de forma amena, algo imprescindible en cualquier buen libro.

'AUTOBIOGRAFÍA'. Autor: Charles Darwin / Editorial Laetoli / 131 páginas / 12,8 euros

Como no podía ser menos, este año, en el que se celebra el bicentenario del nacimiento del famoso biólogo británico Charles Darwin, son muchas los libros sobre su vida y su obra que han salido al mercado. El caso de esta 'Autobiografía' destaca por tratarse de la primera edición en la que aparecer tal y como la concibió el autor, sin la censura que sufrió en su primera edición. En aquellos años, su esposa, Emma, y su familia fueron muy creyentes, y sus opiniones sobre las religiones no les parecieron muy apropiadas.

Darwin, que publicó 17 libros en vida, escribió su autobiografía a petición de un editor alemán, que quería que explicara la evolución de su pensamiento en una obra de divulgación. "Pensé que el intento podía entretenerme y resultar interesante para mis hijos o mis nietos", explica el autor de 'El origen de las especies'.

Comienza contando cómo fue su niñez en plena naturaleza y cómo inició su formación académica, sus primeros encuentros con la biología y los primeros pasos de su vocación científica. Al viaje en el 'Beagle' apenas dedica 10 páginas, por ser objeto de otro libro. Lo interesante de la edición sin censura es que aparecen en negrita las partes que fueron mutiladas de la obra de Darwin, desde sus robos de fruta de niño a sus críticas a algunos colegas. / ROSA M. TRISTÁN

'H20. UNA BIOGRAFÍA DEL AGUA'. Autor: Philip Ball / Editorial Turner / 474 páginas / 28 euros

¿Qué es el agua? La pregunta no es nada obvia. De hecho, visto con distancia psicológica y proximidad microscópica, las moléculas de H2O forman un líquido realmente anómalo en la naturaleza. De la peculiar naturaleza física y química del agua, pero también de su importancia para la Humanidad, nos habla un científico de la talla de Philip Ball, divulgador científico y asesor de la revista 'Nature'.

La obra da cuenta de las increíbles peripecias del líquido vital tanto en la Tierra como en otros planetas. Porque el agua, congelada o vaporizada, es una molécula abundante en el Sistema Solar y desde luego omnipresente en la Tierra. Básicamente somos agua, y esto es gracias a sus peculiaridades, que le permiten estar hasta en las pequeñísimas membranas celulares. Y sin embargo, sigue siendo una desconocida. "Hoy en día estamos mejor informados sobre el ADN y los quarks, cosas que, con toda probabilidad, nunca veremos, que sobre el estado líquido, que no podemos evitar encontrar cada día", escribe el autor.

Ball emplea un estilo muy ameno y numerosos guiños al conocimiento científico profano de la literatura, incluida la ciencia ficción. Y ciertamente, la realidad del agua se acerca a menudo a la fantasía, como esos hielos a altas presiones que no se empiezan a derretir hasta los 100 ºC. / TANA OSHIMA

'LA CULTURA HUMANA'. Autor: Jesús Mosterín / Editorial Espasa / 404 páginas / 23,9 euros

El filósofo Jesús Mosterín cierra con esta obra el ciclo que, según el mismo explica en el prólogo, abrió con su libro anterior, dedicado a 'La naturaleza humana', es decir, a los genes, la evolución o el lenguaje. En este caso, el autor se centra en las actividades culturales de nuestra especie, entendidas éstas como transmisión de información mediante el aprendizaje social.

En este extenso ensayo, Mosterín, profesor de investigación del CSIC, desmenuza los circuitos neuronales de la memoria y el aprendizaje, pero también el proceso mediante el cual las culturas se van extendiendo y modificando en las diferentes sociedades y a lo largo del tiempo, desde la que tuvieron, y aún tienen, los primates de nuestra misma rama evolutiva, pasando por el Neolítico y hasta el siglo XXI, con un capítulo entero dedicado los ordenadores personales y otro a la revolución que ha supuesto internet, y la libertad y la censura en esa red.

"Este libro se dirige al lector culto, curioso y despierto, inmerso en la cultura de nuestro tiempo y que, de vez en cuando, se hace preguntas sobre qué es la cultura, cómo evoluciona, de qué factores depende, de dónde viene y adónde va", asegura el autor en el prólogo del libro. Si ese es su perfil, este libro es una buena opción. / R. M. T.

'LA INTELIGENCIA ECOLÓGICA'. Autor: Daniel Goleman / Editorial Kairos / 335 páginas / 18 euros

Aprender a calibrar el impacto de nuestras acciones en el medio ambiente. En eso consiste ni más ni menos 'La inteligencia ecológica', destacada por la revista Time como una de las 10 ideas que pueden cambiar el mundo en la próxima década. El psicólogo Daniel Goleman, autor también de 'La inteligencia emocional', ha tenido de nuevo la virtud de explicar y popularizar la revolucionaria idea en un libro que ahonda en la conflictiva relación entre el hombre y la naturaleza.

"Desde la Revolución Industrial vivimos en total ignorancia ecológica", sostiene Goleman, que propone recuperar la ancestral sabiduría de la tierra y aprovechar al mismo tiempo los avances tecnológicos para mitigar nuestro impacto. El precio ecológico será pronto tan importante como el precio real de todo lo que producimos y compramos, vaticina Goleman. El consumidor voraz (e ignorante) dejará paso al consumidor compasivo (e inteligente), con la ayuda de Goodguide, Earthster, Cradle to Cradle y otras herramientas para evaluar el ciclo de vida de los productos. "La información que nos negaron estará en nuestras manos", concluye. "Seremos capaces de votar con nuestros dólares. Las empresas y los políticos no tendrán más remedio que subirse a nuestro carro". / CARLOS FRESNEDA

'POR QUÉ SOMOS COMO SOMOS'. Autor: Eduardo Punset / Editorial Aguilar/ 295 páginas / 18,5 euros

Eduardo Punset se ha convertido, sin duda, en uno de los divulgadores científicos que con más ahínco intentan buscar una explicación científica al comportamiento humano. Si en obras anteriores nos inició en el viaje a la felicidad y en el viaje al amor, o nos hizo localizar el alma dentro del cerebro, en esta ocasión vuelve a su tema favorito, la neurociencia, para tratar de recopilar lo que se sabe hasta ahora, que no es todo, sobre las razones del comportamiento humano y sus fundamentos biológicos.

Punset tiene claro que las emociones son el eje de buena parte de las actitudes con las que nos enfrentamos a la vida, y que eso tiene su reflejo biológico. En su obra recoge los trabajos de los investigadores más punteros del planeta en el estudio del cerebro, tanto de su parte consciente como de la que no lo es, y que resulta ser la más importante.

En 'Por qué somos como somos', el director de Redes (RTVE), nos remite a los orígenes de la vida en el planeta, nos explica cómo el cerebro humano dio el gran salto hacia adelante y cómo percibimos el dolor, la belleza, el amor, el sexo o la comunicación. El autor es de los que piensan que los monos cambian con más facilidad de opinión que los humanos, pero no renuncia a que la ciencia acabe con los mitos. / R. M. T.

'ASTRONÁUTICA'. Autor: Giles Sparrow / Editorial Akal / 319 páginas / 49 euros

Desde el diseño de los primeros cohetes para espantar al enemigo en la China del siglo XI hasta la actual exploración en busca de otros planetas similares a la Tierra, Giles Sparrow atrapa al lector con su obra de Astronáutica.

Relata estos hechos que forman parte de la Historia de la humanidad de forma amena y los completa con una gran cantidad de datos curiosos, muy buenas fotografías e ilustraciones, diálogos verídicos y frases para recordar. Entre éstas no faltan: "Este es un pequeño paso para un hombre y un gran salto para la humanidad", de Armstrong al pisar por primera vez la Luna, o el "Houston tenemos un problema" de Swigert, tripulante del Apolo 13.

Cabe destacar el prólogo, que corre a cargo de Buzz Aldrin, astronauta del Apolo 11 y el segundo hombre que pisó la Luna.

Pero hasta el primer alunizaje hubo que recorrer un camino lleno de pruebas. Si bien el sueño del hombre de viajar al espacio ha estado siempre presente (podemos encontrar ejemplos en los escritores franceses Cyrano de Bergerac y Verne), fue el inventor ruso Konstantín Tsiolkovski el primero que trabajó en esta idea a finales del XIX y principios del XX. Un visionario que pensaba que "en cuanto se usen artilugios con cohetes comenzará una gran era para la astronomía".

Después Sparrow describe cada uno de los pasos de la carrera espacial situándolos en la época en que sucedieron: el diseño de los primeros misiles en la Alemania de los años posteriores a la Gran Guerra, el reparto de esta documentación entre estadounidenses y rusos tras la Segunda Guerra Mundial, y la posterior Guerra Fría que tan fructífera fue en lo que a desarrollo espacial se refiere con todas las series de Sputniks, Apolos... Para terminar con la cooperación internacional y los viajes comerciales del presente.

Todo esto sin olvidarse de los protagonistas y la descripción de los aparatos utilizados, los trajes, los recorridos, y hasta los animales de experimentación (como la perrita Laika, símbolo de la era espacial rusa, y el chimpancé estadounidense Ham). Sólo le falta una cosa: nombrar a Miguel López Alegría y a Pedro Duque, los dos astronautas españoles. / Mª JOSÉ PUERTAS.

'EL HOMBRE DESNUDO'. Autor: Desmond Morris / Editorial Planeta / 350 páginas / 21,90 euros

El zoólogo británico Desmond Morris no se podía olvidar de analizar a su propio género en su exitosa trilogía. Tras 'El mono desnudo' y 'La mujer desnuda', ahora le ha tocado el turno al macho de la especie humana: 'El hombre desnudo'. Un aviso previo: no es un libro para feministas radicales. No lo es porque el estudio recupera para el macho su exitosa evolución a lo largo de millones de años, en los que se ha forjado "un espécimen fascinante", en palabras de Morris.

Este retrato zoológico en el que se repasa la anatomía del Homo sapiens del género masculino desde la cabeza a los pies -al igual que hiciera con 'La mujer desnuda'-, incluye también un capítulo final sobre las preferencias sexuales, incluida la homosexualidad.

Ese capítulo, que promete ser controvertido, apunta que aquellos que han optado por desear a otros machos se han quedado en una etapa infantil. Aquella en la que su mundo de juegos estaba vinculado a otros chicos y no quisieron dar el paso o no supieron cambiar de sexo para seguir jugando en la pubertad y adolescencia. A este macho lo denomina 'ultratipo'.

Pero, volviendo al principio, Morris afirma que "no existe forma de vida que haya provocado mayor impacto en este planeta que el macho humano". Explorador, inventor, constructor, guerrero, agricultor, jugador y con capacidad ociosa, él ha sido el motor de todo, de lo bueno y también lo malo. "El macho humano reina con supremacía", escribe Morris.

El macho primitivo evolucionó en un depredador-asesino de una eficiencia asombrosa, señala el autor. Lo que le convirtió en el rey de la superficie terrestre, y sus tribus comenzaron una expansión hasta llegar a los últimos confines del globo. Y es que, a diferencia de los simios, tiene capacidad de enamorarse y crear una pareja estable para dar continuidad a la extraordinaria obra conjunta que el Homo sapiens como especie prosigue. / GUSTAVO CATALÁN DEUS

'CORAZÓN Y MENTE'. Autores: Valentín Fuster y Luis Rojas Marcos Planeta-Espasa / 285 páginas / 21,9 euros

Un cardiólogo, Valentín Fuster, y un psiquiatra, Luis Rojas Marcos, dan fe científica, de la relación indiscutible entre el cuerpo y la mente, entre el bienestar físico y el emocional.

Para ello se centran, en esta obra, en una veintena de casos que llegaron a la consulta de Fuster, desde un niño de siete años con palpitaciones, a una mujer de 49 años con hipertensión o un jubilado de 80 años que aún lleva una vida acelerada. El cardiólogo reconoce que la mitad de sus pacientes no tienen problemas de corazón, sino mentales, y el psiquiatra recomendó un tratamiento integral cuando se tienen problemas. El libro, escrito en colaboración con la periodista Emma Reverte, es un compendio de la experiencia de estos prestigiosos especialistas / R.M. T.

'FÍSICA DE LOS IMPOSIBLE'. Autor: Michio Kaku /Editorial: Debate / 381 páginas / 20,90 euros

Muy atrás quedaron los años 80, cuando los grandes comunicadores de la ciencia y la naturaleza (Sagan, Cousteau, Rodríguez de la Fuente...) compartían con las masas cena, salón y ocio a través de la única televisión que había entonces. Aunque Hawking sigue al pie del cañón, esperemos que por muchos años, lo más parecido que ha dado el siglo XXI a una estrella mundial de la divulgación es el físico norteamericano Michio Kaku (evidentemente, Al Gore no cuenta).

Experto en la teoría de cuerdas, una visión matemática del cosmos de difícil amarre experimental pero con inmensas posibilidades especulativas, Kaku, cuya magnética personalidad audiovisual puede constatarse gracias a 'YouTube', acaba de publicar en España su última obra, 'Física de lo imposible' (Debate).

Kaku tiene un estilo mucho más accesible, pero también menos elegante, que el otro gran defensor de la teoría de cuerdas, el también estadounidense Brian Greene. Y los temas que ambos cubren son similares: viajes en el tiempo, invisibilidad, teletransporte, origen del cosmos... La ventaja de Kaku, de origen japonés y educación cristiana, es que se le entiende mejor. La desventaja es que, para los ya versados en el tema, no aportará nada nuevo. Escoja cada cual a su favorito. / ÁNGEL DÍAZ

'HISTORIA DE LA ASTRONOMÍA'. Autores: Heather Couper y Nigel Henbest / Editorial: Paidós / 288 páginas / 30 euros

Heather Couper y Nigel Henbest firman este libro que transporta a sus lectores a épocas pasadas llenas de misterio, leyendas y supersticiones.

La Astronomía, esa ciencia que observa el cielo nocturno, tuvo una enorme importancia en la antigüedad. No sólo las estrellas servían de guía para los navegantes. En Egipto la salida del Sol, el dios Ra, era una cuestión de vida o muerte que iba precedida de rezos y conjuros. Los mayas tenían un observatorio astronómico en Chichén Itzá. En Babilonia tuvo un gran desarrollo y se empezó a diferenciar entre la astronomía matemática y la astrología.

Así, desde el origen de los nombres de las constelaciones, hasta los modernos telescopios como el Hubble, pasando por la Estrella de Belén, los autores van hilando descubrimientos y astrónomos en este paseo por la Historia. Pitágoras, Copérnico, Kepler, Galileo, Newton, Halley, Edwin Hubble, Carl Sagan, y otros muchos son los protagonistas.

En este libro lleno de ilustraciones el prólogo corre a cargo de Arthur C. Clarke, autor de obras de divulgación científica y mundialmente conocido por ser co-guionista de '2001: Una Odisea en el espacio'. / Mª JOSÉ PUERTAS

Fuente: elmundo.es

martes, 21 de abril de 2009

ESA: Sé un astrónomo INTEGRAL

ESA: Sé un astrónomo INTEGRALCon motivo del Año Internacional de la Astronomía, la Agencia Espacial Europea (ESA) ha convocado un concurso especialmente dirigido a estudiantes de Secundaria y universitarios. Los participantes deberán completar la misión que se les exija utilizando, para ello, los datos recogidos por el observatorio espacial Integral sobre los objetos celestes de la zona centro de la Vía Láctea, una de las regiones más activas de nuestra galaxia.

El observatorio espacial Integral mantiene una estrecha vigilancia sobre este área. Su peculiaridad: las emisiones de alta energía procedentes de un gran número de cuerpos celestes que liberan rayos gamma y X. Al participar en esta competición, los estudiantes podrán explorar el fascinante núcleo galáctico y unirse a la comunidad de los astrónomos que estudian los violentos y exóticos procesos que caracterizan esta región de nuestra galaxia.

Para completar la misión que plantea la ESA, los concursantes tendrán que completar cuatro tareas. Con los resultados obtenidos, deberán elaborar un informe en inglés, de dos hojas tamaño A4 como máximo y con un tamaño de letra 11pt. El informe debe contener una descripción del objeto de estudio, explicación breve de lo que ya se conoce del objeto, el objetivo de la investigación y su desarrollo, los resultados y una discusión sobre su significado que lleve a una conclusión. Además, se debe incluir una lista con los materiales de referencia utilizados en el estudio.

Los informes se presentarán a título individual en la ESA, cuya solicitud deberá contener el nombre del participante, país de residencia, dirección de correo electrónico y el título del informe, hasta el 14 a agosto. Un Comité de Evaluación de la ESA se encargará de evaluar cada una de las solicitudes.

El mejor informe tendrá su recompensa. El ganador recibirá un viaje al Centro Europeo de Astronomía Espacial de Madrid, además de un "kit de ástrónomo", que incluye el libro "Ojos en el cielo", un reproductor y un Celestron SkyScout, un dispositivo con tecnología GPS con el que se identifican las estrellas, planetas y otros cuerpos celestes.

lunes, 20 de abril de 2009

Una fábrica de estrellas en Orion

Una fábrica de estrellas en Orion. ReutersLa constelación de Orion oculta en su interior una inmensa 'fábrica' de estrellas jóvenes que lanzan chorros de gas en todas las direcciones. Según han anunciado astrónomos del Joint Astronomy Center en Hawai, una nebulosa que se encuentra en la zona conocida como la 'espada' de Orion contiene una enorme zona repleta de estrellas inmaduras.

"Las regiones de este tipo generalmente se conocen como 'jardines de infancia' estelares, pero hemos comprobado que es mucho más desorganizada de lo habitual: es caótica y está sobrepoblada", explicó el astrónomo Chris Davis en un comunicado.

Estas jóvenes estrellas lanzan chorros de moléculas de hidrógeno a través de billones de kilómetros del espacio, según explicaron los autores del hallazgo, que presentarán sus resultados la reunión anual de Astronomía del Reino Unido.

"La investigación sobre la formación de estrellas es fundamental para comprender cómo nuestra propia estrella, el Sol, y los planetas que orbitan a su alrededor, se crearon. Muchas de las estrellas que están naciendo ahora en Orion evolucionarán como nuestro sol. Algunas incluso podrían tener planetas similares a la Tierra en su entorno", aseguró Thomas Stanke, del Observatorio Europeo Austral en Garching, Alemania, que participó en el estudio.

Para lograr este descubrimiento, el equipo internacional de astrónomos utilizó imágenes del Telescopio Infrarrojo del Reino Unido, en Hawai, el Telescopio IRAM en España y el telescopio espacial Spitzer.

domingo, 19 de abril de 2009

La NASA abre una votación para decidir cuál ha sido su mayor logro

NASA - Space Shuttle Challenger Astronaut McCandlesLa NASA abrió un apartado en su página web para que entren todos los habitantes del planeta y decidan cuál ha sido el mayor logro de sus 50 años de vida, con motivo del Día de la Tierra el próximo miércoles.

Los internautas podrán votar entre 10 de sus "triunfos" conseguidos gracias a sus exploraciones espaciales, en particular aquellos que tienen que ver con la Tierra. La votación estará abierta hasta el próximo martes y los resultados se conocerán 24 horas después, para celebrar el día dedicado a nuestro planeta.

Los logros de la NASA no sólo son aquellos relacionados con el cosmos o planetas lejanos, sino también los relacionados con el planeta Tierra y sus habitantes con especial impacto en la informática, la ingeniería y la ciencia.

La NASA da a elegir entre una lista de los diez avances que a su juicio han tenido un mayor impacto como las vistas desde el espacio de la contaminación aérea, las imágenes del calentamiento de la Tierra y el deshielo de los polos, el movimiento de las placas de hielo, o la tecnología que ha mejorado la precisión de los modernos GPS (sistemas de posicionamiento global).

Otra de estas mejoras de las que han disfrutado los terrícolas en los últimos años ha sido el del pronóstico meteorológico el cual, gracias al desarrollo de sensores orbitales que miden las variables que afectan al clima, han podido detectar con exactitud la aproximación de huracanes y ciclones.

Los satélites de la NASA han permitido conocer la Tierra en profundidad y ver desde el cielo, por ejemplo, la vegetación que hay en la Tierra, analizar sus funciones de fotosíntesis, conocer la evolución de los ecosistemas y evaluar la influencia de los ciclos de dióxido de carbono en la atmósfera.

Otro de los logros por los que el público puede votar es el sistema que permite medir a gran escala los cultivos que hay en el mundo y situarlos exactamente en el mapa, una herramienta que permite a los científicos prever la falta de alimentos en el mundo.

La NASA también llega hasta los abismos de los océanos para conocer su profundidad y conocer su temperatura, otro de los indicadores para medir el calentamiento global del planeta.

El ojo indiscreto de la NASA también ha permitido al hombre ver el desplazamiento de las placas de hielo, el deshielo de los glaciares y muchos otros cambios que permiten estar alerta ante al cambio climático y atender al posible aumento de los niveles marinos.

Para muchos, el avance más popular de la NASA es el GPS, un largo proceso de tecnología y conocimiento del planeta, cuyo uso se hace cada día más popular e imprescindible.

La NASA lo confirma al recordar que "vivimos en un planeta activo donde cada pieza se mueve relativamente respecto a otra" por lo que "una navegación precisa con satélites GPS sería imposible sin un conocimiento 'ultrapreciso' de la forma de la Tierra y de sus movimientos".

Este conocimiento exhaustivo de la Tierra, según la NASA, también ayuda a controlar los movimientos de las placas tectónicas, la subida del nivel del mar y permite aumentar la navegación aérea.

El 22 de abril de 1970, a iniciativa del ex senador estadounidense Gaylor Nelson, más de 20 millones se congregaron en parques y jardines del país, incluido el Central Park, de Nueva York, y la zona de monumentos nacionales de la ciudad de Washington, para demandar una acción eficaz en favor de los recursos naturales.

miércoles, 1 de abril de 2009

El Nobel de Física Charles Townes en las V Jornadas Astronómicas de Almería

El premio Nobel de Física Charles TownesEl premio Nobel de Física (invertor del láser), Charles Townes, ha confirmado su participación en las V Jornadas Astronómicas de Almería que se desarrollan entre el 17 y 22 de junio de este año. El día 22 de junio a las 20.30 horas en el Teatro Apolo de la capital de Almería impartirá la conferencia: "Tamaños, formas y comportamiento de las estrellas viejas".

Charles Hard Townes (Greenville -Carolina del Sur-, 28 de julio de 1915) es un físico y profesor estadounidense, laureado con el premio Nobel de Física en 1964. Townes es conocido por sus trabajos sobre la teoría y las aplicaciones del máser.

Fue en la Universidad de Columbia donde realizo el descubrimiento que le daría su pase al Salón de la Fama Científica. Townes quería desarrollar un aparato que emitiera microondas de gran intensidad, así que decidió enfocar el problema a nivel de las moléculas y no de los circuitos electrónicos. Las moléculas pueden vibrar de tal manera que esas vibraciones son susceptibles de convertirse en radiación, característica que aprovechó Townes y utilizó moléculas de amoníaco, que vibran 24 mil millones de veces por segundo bajo condiciones apropiadas, para convertirlas en radiación.

En 1951 llegó a las conclusiones teóricas necesarias para desarrollar un aparato emisor de microondas realmente operativo. Y en 1953, él y sus alumnos lo construyeron. Funcionaba excitando moléculas de amoníaco que eran expuestas a un rayo de microondas de la frecuencia natural de la molécula. Esta molécula incidida por las microondas emitía su energía en forma de otra microondas que a su vez era enviada a otra molécula que a su vez enviaba una microonda que a su vez era enviada a otra molécula…. Y así hasta lograr un efecto de cascada que producía el rayo deseado de microondas.

El proceso fue descrito como Microwave Amplification by Stimulated Emission of Radiation, máser. Mientras las aplicaciones del máser se multiplicaban, Townes planeó el uso de moléculas de sólido para mejorar la ampliación de microondas. El físico estadounidense construyó el primer máser óptico o de luz que sustituía las microondas. La luz era coherente, no se dispersaba sino se mantenía como un haz fuertemente cohesionado. Las grandes cantidades de energía que portaba este nuevo máser lo hacia candidato a diversas aplicaciones. Como todos los rayos luminosos eran exactamente de la misma longitud de onda, se podían modular como las ondas de radio, por lo que fueron utilizadas para las comunicaciones, pero con ventajas añadidas, las ondas luminosas proporcionaban mayor espacio en cierta banda del espectro. Los máseres ópticos fueron entonces llamados Light Amplification by Stimulated Emission of Radiation, láser.

Jornadas Astronómicas de Almería

Las V Jornadas Astronómicas de Almería se desarrollan del 17 al 22 de Junio de 2009 (ambos inclusive). Con un ciclo de conferencias todos los días a partir de las 20,30 horas en el Teatro Apolo, entre los conferenciantes, todos ellos muy relevantes, se encuentran Charles Hard Townes (premio Nobel de Física), Isabel Pérez Martín, un astronauta de la NASA y John Beckman; Día de Puertas Abiertas en el Observatorio de Calar Alto; Jornada de Observación Astronómica en la sede de la Asociación Orión, Exposición del CSIC de Fotografías de gran formato: “El Universo para que lo descubras”.... Más Información

Seguidores

Noticias Recientes


CC 2.5Noticias de Ciencia. Template por Dicas Blogger.

Inicio