sábado, 29 de enero de 2011

El kilogramo se basará en la constante de Planck

Réplica del prototipo de kilogramo en París.- NIST
La definición de kilogramo se basará en la constante de Planck, una constante fundamental de la física cuántica, han decidido los expertos en metrología convocados por la Oficina Internacional de Pesos y Medidas. Así lo ha comunicado en Londres el físico Michael Stock, de la citada oficina, con motivo de una reunión convocada por la Royal Society para evaluar el progreso en este tema: "Se ha alcanzado el consenso para que en el futuro cercano se redefina el kilogramo, basado en un valor fijo de la constante de Planck".

Hasta hace poco había otra posibilidad, que exploraba el Proyecto Avogadro, y era que el kilogramo se basara en las masas atómicas. Sin embargo, los resultados de este proyecto, que se acaban de publicar, son complementarios de los experimentos en torno a la constante de Planck para redifinir la unidad.

Según Stock, los científicos llevan años realizando experimentos con la llamada balanza de Watt que establecen una relación entre la masa y la citada constante mediante la comparación de medidas de potencia eléctrica y mecánica, pero la nueva definición no puede entrar en vigor hasta que estas medidas den resultados idénticos, para lo que son necesarias más balanzas de Watt, un instrumento muy complicado.

El kilogramo es la única unidad del Sistema Internacional de Unidades que todavía se define en base a un objeto físico, un prototipo de platino e iridio que se mantiene guardado en la sede la citada oficina en París. El resto de las unidades (metro, segundo, amperio, kelvin, mol y candela) se basan en cantidades físicas (el metro se define sobre la velocidad de la luz), aunque el kelvin está en fase de redefinición igualmente.

Las medidas del prototipo del kilogramo en el último siglo han indicado que su masa ha variado ligerísimamente, y ahora es unos 50 microgramos (como un pequeño grano de arena) inferior a cuando fue fabricada en 1879. El objetivo final de los trabajos es que todas las unidades del sistema internacional sean estables y universales.

ELPAIS.com

Los fósiles animales vinculan Huelva y el desierto de Perú

Fernando Muñiz junto al fósil hallado en Perú.  Efe
Un equipo de investigadores de España, Perú y Estados Unidos han encontrado restos fósiles que relacionan el territorio español con el desierto de Perú, con el hallazgo de una especie de icnofósil descrita en materiales del Plioceno investigados en la provincia de Huelva.

Así lo ha explicado el paleontólogo onubense Fernando Muñiz, que se encuentra trabajando en la zona de la Formación Pisco peruana, y ha concretado que el fósil hallado es un 'Gyrolithes vidali', datado inicialmente en el Mioceno, de 7,5 a 5,5 millones de años.

Se denomina Gyrolithes a un tipo de fósil traza o icnofósil que consiste en una perforación perpendicular al plano de estratificación con forma de espiral, y suele encontrarse, según ha detallado, en sedimentos Mesozoicos y Cenozoicos.

Muñiz trabaja en la zona en colaboración con el doctor Raúl Esperante, de la Geoscience Research Institute (GRI) de la Universidad de Loma Linda (California, EEUU) que sufraga la investigación, y el paleontólogo Orlando Poma, de la UPEU (Universidad Peruana Unión).

Esperante lleva ya doce años trabajando en la Formación Pisco y esta investigación se centra en la paleontología de los sedimentos del periodo geológico conocido como Mioceno Superior aflorantes en el desierto de Ocucaje en Perú. Este equipo de paleontólogos lleva estudiando estas dos últimas semanas nuevos ejemplares de cetáceos (ballenas), así como las pistas fósiles de parte de la Formación Pisco que estaban sin estudiar hasta la fecha.

Esta primera expedición a las formaciones geológicas del desierto de Ocucaje en Perú pretende a su vez marcar nuevas y continuadas líneas de investigación en el estudio de restos fósiles con una antigüedad de hasta seis millones de años.

EFE

jueves, 27 de enero de 2011

El telescopio espacial Hubble ha encontrado la que podría ser la galaxia más lejana hallada hasta ahora

Imagen obtenida por el telescopio Hubble.  NASA
Al mirar hacia atrás en el espacio y el tiempo, el remozado telescopio espacial Hubble está llegando donde nunca se había alcanzado. El último descubrimiento es la galaxia más lejana observada hasta ahora que es, por tanto, también la más antigua, por el tiempo que ha tardado su luz en llegar hasta el telescopio. Existía ya en la infancia del Universo, cuando este solo tenía unos 500 millones de años (alrededor del 4%) de los 13.700 millones en que se calcula su edad actual.

Los científicos creen que las primeras galaxias se formaron 200 o 300 millones de años después de la gran explosión que dio origen al Universo (y que se calcula que tuvo lugar hace 13.700 millones de años). La galaxia localizada ahora está situada a una distancia de unos 13.200 millones de años-luz, lo que sugiere que cada vez estamos más cerca de llegar a detectar las primeras galaxias.

El estudio, publicado esta semana en la revista 'Nature', ha sido llevado a cabo por un grupo internacional de astrónomos liderados por Garth Illingworth, de la Universidad de California (EEUU), y Rychard Bouwens, de la Universidad de Leiden (Holanda). Su detección ha sido posible gracias a la reciente instalación de un potente nuevo instrumento en el telescopio Hubble (Wide Field Camera 3).

En realidad no se comprende todavía como surgieron las galaxias y otras estructuras todavía mayores a partir de las fluctuaciones de densidad en la materia que derivaron del Big Bang. La física del desarrollo y evolución de la materia visible es difícil de modelar, indica en la misma revista el especialista Naveen Reddy: "Depende de procesos complejos que gobiernan el enfriamiento de gas para formar estrellas, la evolución de las propias estrellas y la realimentación de energía y materia de estrellas y agujeros negros".

martes, 25 de enero de 2011

Descubierta en Atapuerca una rata de agua que vivió hace 1,2 millones de años

Averícola jacobeus, la rata de agua más antigua de la historia
El Equipo de Investigación de Atapuerca (EIA) ha descubierto una nueva especie de rata de agua, bautizada como 'Averícola jacobeus', que habitó hace 1,2 millones de años en el yacimiento de Atapuerca, según ha informado el Instituto Catalán de Paleontología Humana y Evolución Social (IPHES) en un comunicado.

El descubrimiento, publicado en la revista 'Acta Paleontológica Polonia', se ha realizado a partir de restos fósiles de dientes más pequeños y con un esmalte más grueso que los de un roedor de la misma cronología, por lo que se concluyó que se trataba de una especie distinta.

Las medidas de la nueva especie son muy similares a las de una rata de agua actual, según los investigadores, que postulan que su cuerpo medía entre 18 y 22 centímetros, mientras la cola podía oscilar entre los 10 ó 14.

El investigador del IPHES Jordi Agustí, que ha participado en el estudio -liderado por la científica Gloria Cuenca- ha augurado que la nueva especie podría ser el antepasado de la rata de agua ibérica, y ha sentenciado que la 'Averícola jacobeus' sería "la rata de agua más antigua de la historia".

Los restos fósiles del roedor se han encontrado en la Sima del Elefante del yacimiento, donde fueron también descubiertos los restos humanos del primer europeo.

EUROPA PRESS

Volcanes y carbón provocaron la extinción masiva de hace 250 millones de años

El investigador Stepehn Grasby.  Nature Geoscience
La gran extinción de seres vivos, ocurrida en la Tierra hace unos 250 millones de años, fue causada por erupciones volcánicas masivas que provocaron gigantescas nubes de cenizas, indican investigadores canadienses.

Las nubes de ceniza, según la investigación, generaron un aumento de las temperaturas y la acidificación de los océanos que acabaron con el 95 por ciento de la vida marina y un 70 por ciento de la terrestre durante el periodo Permiano.

La investigación de los científicos de la Universidad de Calgary (Canadá) que publica hoy la revista Nature Geoscience explica la peor extinción ocurrida en la Tierra y que es conocida como "la Gran Muerte".

A diferencia de la extinción de los dinosaurios, hace unos 65 millones de años y que fue provocada -según la mayoría de los científicos- por el impacto de un meteorito, la extinción del Permiano no había sido explicada.

Según Stephen Grasby, del departamento de Geociencia de la Universidad de Calgary, y sus colegas Benoit Beauchamp y Hamed Sanei, las pruebas recogidas por su equipo en el Ártico canadiense avalan la teoría de que erupciones en la región que hoy se conoce como Siberia provocaron el incendio de cantidades masivas de carbón en la región que provocaron las nubes de cenizas.

Los investigadores canadiense recolectaron en el Ártico capas de materia orgánica similar a las que producen hoy en día las plantas que producen electricidad quemando carbón.

Las nubes de ceniza no sólo provocaron el calentamiento del planeta sino que eran muy tóxicas, por lo que el daño se incrementó cuando se depositaron sobre la tierra y los océanos.

El daño fue tan extenso que no sólo provocó la desaparición a gran escala de seres vertebrados sino también de insectos.

Durante 200.000 años la ceniza borró de la faz de la Tierra todas las formas superiores de vida, que tardarían cinco millones de años en reaparecer, dijeron los científicos.

EFE

viernes, 21 de enero de 2011

Los pterosaurios se parecían más a los reptiles que a las aves

Recreación del pterosaurio hallado en China. Science
Los pterosaurios de hace unos 160 millones de años en el nordeste de China se parecían más a los reptiles que a las aves, según un estudio que publica la revista Science.

Los investigadores, encabezados por Juanchang Lü de la Academia China de Ciencias Geológicas en Pekín, descubrieron en rocas sedimentarias de la región de Linglongta, en la actual provincia china de Liaoning, el fósil de un pterosaurio adulto, preservado junto con uno de sus huevos.

La presencia del huevo indica, según estos científicos, que el reptil alado era una hembra "sexualmente madura", lo cual ha dado pie a varias comparaciones entre los machos y las hembras de esta especie denominada Darwinopterus, de la cual se han encontrado decenas de fósiles.

"Los modos de reproducción y crecimiento tienen un impacto profundo sobre la anatomía, la ecología y la evolución, pero todavía son poco conocidos en lo que se refiere a la mayoría de la fauna extinta", señala el artículo.

Esto incluye a los pterosaurios, un grupo importante de reptiles voladores que persistió desde el fin del período triásico, hace unos 200 millones de años y hasta el término del cretáceo hace unos 65 millones de años.

Dado que, hasta hace poco tiempo, eran escasos los ejemplares fósiles obtenidos de los pterosaurios "las ideas sobre la biología reproductiva de estos animales se han inferido, en gran medida, por medio de comparaciones con las aves".

Por ello se presumía que los pterosaurios eran ovíparos, incubaban sus huevos por contacto (lo cual implica huevos de cáscara dura) hasta el empollamiento de crías que requerían el cuidado y protección de sus progenitores hasta que pudieran volar.

"El descubrimiento reciente de huevos con embriones, del período cretáceo inferior, en China y Argentina, ha proporcionado información más directa sobre la reproducción de los pterosaurios", continuó el informe.

El hallazgo en Liaoning y otros similares ha confirmado que los pterosaurios eran ovíparos pero "de manera más bien sorprendente con una modalidad de reproducción reptiliana que involucra una maduración de las crías antes de salir del cascarón y que requiere poca o ninguna atención de los progenitores".

Y del hecho de que el cascarón del huevo es de una consistencia más blanda los científicos infieren que estos eran enterrados, en lugar de ser empollados.

Esto contraría la presunción general de que la capacidad locomotora, fisiología, de respiración y la ecología de los pterosaurios eran más parecidas a las de las aves y murciélagos que a las de los reptiles, agregó.

El esqueleto de Liaoning, que está casi completo, demuestra que los machos de especie de pterosaurios tenían pelvis relativamente pequeñas y grandes crestas o extensiones de hueso sobre sus cráneos. Las hembras, en cambio, tenían pelvis mucho más anchas y carecían de cresta craneal.

El pterosaurio fue el primer reptil que desarrolló la habilidad de volar, lo que hizo unos 70 millones de años antes que los pájaros, y maduró un esqueleto similar al de los pájaros, pero su parentesco se aproxima más a la familia de los archosaurios, que incluye a los dinosaurios y cocodrilos.

El pterosaurio tenía pelo, lo cual mejoraba su capacidad de vuelo y le ayudaba a acercarse silenciosamente a sus presas.

El pelaje de este tipo de reptiles voladores tiene similitudes con el plumaje de algunos dinosaurios, lo que hace suponer que podrían tener antepasados comunes.

EFE

jueves, 20 de enero de 2011

Paleontólogos reconstruyen una palmera de hace 70 millones de años

Palmera de hace 70 millones de años
Un equipo de paleontólogos catalanes ha logrado reconstruir por primera vez una palmera de hace unos 70 millones de años, en base a los fósiles de unas ochenta hojas y decenas de troncos y raíces hallados en el yacimiento arqueológico de Fumanya (Barcelona).

La investigación, que publica la revista 'Review of Paleobotany and Palinology', identifica cómo eran los ejemplares de la palmera 'Sabalites longirhachis', así como el entorno donde vivían, lo que ayuda a conocer mejor el ecosistema en el que habitaron los últimos grandes dinosaurios saurópodos.

Dicha especie vegetal se encuentra "en el inicio de la historia del linaje de las palmeras", ya que se conocen restos en yacimientos franceses de hace unos 84 millones de años, si bien estas especies no han sufrido muchos cambios físicos en su historia evolutiva.

La investigación ha contado con la participación de los investigadores del Instituto Catalán de Paleontología (ICP), Josep Marmi; de la Universidad Claude Bernard de Lyon, Bernard Gomez; y de la Universitat de Barcelona (UB), Carles Martín-Closas y Sheila Villalba-Breva.

En concreto, la 'Sabalites longirhachis' podía alcanzar los 14 metros de altura, con un sistema de raíces dispuesto de forma radial en la parte más superficial del suelo y un tronco liso y recto con una corona de hojas palmeadas en su extremo superior, bajo el que se situarían las hojas secas y muertas, todas ellas características similares a las actuales.

Asimismo, el estudio ratifica que el clima de la zona en aquel periodo era tropical, con pequeñas áreas pantanosas en las orillas de lagos de agua dulce.

Los yacimientos de Fumanya, con 38.000 metros cuadrados en los que se han contabilizado unas 3.500 huellas de dinosaurio y se han identificado restos de fósiles de huevos y de huesos de dinosaurio, es uno de los más importantes de Europa del Cretácico Superior.

EUROPA PRESS

miércoles, 12 de enero de 2011

La sonda Kepler descubre su primer planeta extrasolar rocoso

Recreación del planeta Kepler-10b.  NASA
La sonda Kepler de la agencia espacial estadounidense NASA descubrió su primer planeta rocoso, denominado "Kepler-10b" que tiene 1,4 veces el diámetro de la Tierra y es así el planeta extrasolar más pequeño localizado hasta ahora.

El descubrimiento de este exoplaneta se produce después de más de ocho meses de colección de datos por la sonda entre mayo de 2009 y principios de enero de 2010, informó la NASA en un comunicado.

"Todas las capacidades que tiene Kepler han convergido para hallar la primera prueba sólida de la existencia de un planeta rocoso que orbita una estrella distinta a nuestro sol", señaló Natalie Batalha, la responsable adjunta del equipo científico del Centro de Investigaciones Ames de la NASA en Moffett Field (California).

"El equipo de Kepler se comprometió en 2010 a encontrar la huella reveladora de planetas pequeños en los datos (que recoge la sonda) y eso está comenzando a arrojar sus resultados", agregó la autora principal de un artículo sobre el descubrimiento que publicará el Astrophysical Journal.

Los instrumentos de Kepler tienen una precisión enorme y pueden medir la minúscula disminución en la luminosidad de una estrella que ocurre cuando pasa por delante un planeta.

El tamaño del planeta puede ser calculado por esta reducción periódica de la luminosidad, según la Nasa.

La distancia entre el planeta y la estrella se calcula midiendo el tiempo que pasa entre los sucesivos cambios de luminosidad cuando el planeta orbita la estrella.

La sonda Kepler es la primera misión de la NASA capaz de encontrar planetas del tamaño de la Tierra en o cerca de la zona habitable, la región en un sistema planetario en la que puede existir agua en la superficie del planeta.

No obstante, dado que completa una órbita una vez cada 0,84 días, Kepler-10b se encuentra más de 20 veces más cerca de su estrella que Mercurio con el Sol y no está en la zona habitable.

El planeta rocoso tiene una masa 4,6 veces superior a la de la Tierra y una densidad media de 8,8 gramos por centímetro cúbico, similar a la que tienen unas pesas de hierro en un gimnasio.

EFE

jueves, 6 de enero de 2011

Nueva imagen de la Nebulosa de la Laguna

Nueva imagen de la Nebulosa de la Laguna
Esta nueva imagen en infrarrojo de la Nebulosa de la Laguna fue obtenida como parte de un estudio de cinco años de la Vía Láctea, que utiliza el telescopio VISTA en el Observatorio Paranal, en la II Región de Chile. Este es un pequeño trozo de una imagen mucho más grande de la región que rodea la nebulosa, la que a su vez representa sólo una parte de este gran estudio.

Los astrónomos están utilizando el Telescopio de Rastreo Óptico e Infrarrojo para la Astronomía (VISTA por su sigla en inglés) para detectar objetos variables en las regiones centrales de la Vía Láctea y hacer un mapa de su estructura con un nivel de detalle nunca antes alcanzado. Este gran estudio fue bautizado como Variables de VISTA en la Vía Láctea (VVV). Esta nueva imagen en infrarrojo fue tomada como parte de este estudio. En ella se revela la maternidad estelar llamada Nebulosa de la Laguna (también conocida como Mesier 8), que se encuentra a unos 4000-5000 años-luz de distancia en la constelación de Sagitario.

Las observaciones en infrarrojo permiten a los astrónomos ver a través del velo de polvo que impide observar los objetos celestes en luz visible. Esto ocurre debido a que la luz visible, que tiene un ancho de onda casi del mismo tamaño que las partículas de polvo, sufre una alta dispersión, mientras que la luz infrarroja de mayor ancho de onda logra pasar a través del polvo con un nivel de dispersión mucho más bajo. VISTA, con su espejo de 4,1 metros de diámetro –el telescopio de rastreo más grande del mundo– está dedicado a sondear grandes áreas del cielo en longitudes de onda del infrarrojo cercano con una gran profundidad y velocidad. Por lo tanto resulta ideal para el estudio del nacimiento estelar.

Las estrellas comúnmente se forman en grandes nubes moleculares de gas y polvo que colapsan por su propio peso. La Nebulosa de la Laguna, sin embargo, es también el hogar de regiones mucho más compactas de gas y polvo que colapsan, llamadas glóbulos Bok. Estas oscuras nubes son tan densas que, incluso en el infrarrojo, pueden bloquear la luz de las estrellas que hay detrás. La zona oscura más famosa de la nebulosa, de la cual recibe su nombre, es la línea de polvo con forma de laguna que se abre camino a través de la luminiscente nube de gas.

Estrellas jóvenes y calientes, que emiten intensa radiación ultravioleta, son las responsables del fuerte brillo de la nebulosa. Pero la Nebulosa de la Laguna es también el hogar de estrellas aún más jóvenes. Estrellas recién nacidas eyectan ocasionalmente chorros de materia desde sus polos.

Cuando este material eyectado alcanza el gas circundante se forman cortos y brillantes relámpagos llamados objetos Herbig-Haro, que facilitan la detección de las estrellas recién nacidas. En los últimos cinco años, varios objetos Herbig-Haro han sido detectados en la Nebulosa de la Laguna, lo que indica que los nacimientos siguen ocurriendo.

ESO

miércoles, 5 de enero de 2011

El ciclo vital de las estrellas, desde su formación a su muerte

El ciclo vital de las estrellas
Imágenes combinadas del telescopio espacial de infrarrojo lejano Herschel y del XMM-Newton de rayos X, que ha presentado la Agencia Espacial Europea (AEE), muestran el ciclo vital de las estrellas, desde su formación a su muerte.

Las imágenes son de la Galaxia Andrómeda y fueron tomadas el día de Navidad de forma casi simultánea desde ambos observatorios. La AEE ha mostrado una serie de tomas, las de Herschel, las del XMM-Newton, una combinación de ambas, otras ópticas y una mezcla de todas.

Las que han sido tomadas por el Herschel muestran el polvo frío de la Galaxia que se enciende porque lo calientan las estrellas nacientes y acaba formando círculos concéntricos de color cobre.

En las imágenes en rayos X captadas por XMM-Newton se ve lo que la AEE llama el "punto final de la evolución estelar": por un lado, restos de la explosión de una estrella (supernova), por otro, objetos que evolucionan en un sistema binario, dos cuerpos celestes tan cercanos que acaban ligados por la fuerza de gravitación.

Algunos de estos objetos son agujeros negros formados tras la desaparición de un sol de grandes proporciones que gravita en torno a una estrella normal.

En rayos X, Andrómeda aparece como un conjunto de luces azules, muy concentradas en un punto central que es donde las estrellas tienen mayor densidad.

En la imagen combinada aparece una luz roja cuya fuente son objetos de poca masa que emiten rayos X de muy poca intensidad.

Estos objetos pueden ser lo que se conoce como 'novae' o estrellas nuevas, que en realidad son soles en proceso de explosión cuya luminosidad aumenta considerablemente; por eso han sido llamadas estrellas nuevas porque con un telescopio tradicional no se veían hasta que explosionaban y parecía que estaban naciendo.

Al lado de estas 'novae' aparecen enanas blancas, un remanente estelar que gradualmente atrae el material de su compañera de mayor tamaño.

Con estas imágenes "obtenidas por estos dos observatorios espaciales en distintas partes de un espectro inasequible desde la tierra -dice la EEA- logramos ver la historia de las estrellas en nuestro vecindario galáctico, desde las jóvenes y vigorosas estrellas en formación hasta las que han muerto o van a morir"·

EFE

sábado, 1 de enero de 2011

El telescopio SOHO detecta la cifra récord de 2.000 cometas

El telescopio SOHO
El telescopio espacial SOHO, operado de forma conjunta por la Agencia Espacial Estadounidense (NASA, por sus siglas en inglés) y la Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés), ha alcanzado su propio récord al identificar 2.000 cometas.

SOHO se ha convertido así en el mayor buscador de estos cuerpos celestes de todos los tiempos, aunque su misión original era otra. El Observatorio Solar y Heliosférico nació con la misión especial de observar el comportamiento del astro más importante para la Tierra, el Sol.

Aunque el crédito no ha de ser sólo para el telescopio: en su labor exhaustiva de identificación de cometas colaboran más de 70 astrónomos aficionados de 18 países que buscan entre las imágenes que envía el satélite y que son de acceso libre para todo el mundo.

Seguidores

Noticias Recientes


CC 2.5Noticias de Ciencia. Template por Dicas Blogger.

Inicio