lunes, 21 de enero de 2013

Las vacas marinas se originaron en África

Las vacas marinas se originaron en África 
A diferencia de los delfines y las ballenas, el origen de la familia de las vacas marinas sigue sin estar claro. Comparten un ancestro con los elefantes y se cree que sus parientes más antiguos eran animales terrestres que paulatinamente fueron adaptándose a la vida acuática. El hallazgo de los restos de un cráneo en Túnez ha aportado nuevos datos sobre el origen de grandes mamíferos marinos como los manatíes y los dugongos. Según sugiere un estudio publicado esta semana en PLOS ONE, las primeras vacas marinas se originaron en África y vivían en lagos o ríos, no en el mar.

En concreto, el fósil se encontró en el Parque Natural de Djebel Chambi (en la región de Kasserine), en una zona de sedimentos de hace unos 48 millones de años en la que antiguamente había un lago.

El fósil fue desenterrado en octubre de 2008 por un equipo de paleontólogos del Instituto de Ciencias de la Evolución de la Universidad de Montpellier (Francia) y geólogos de la Oficina Nacional de minas de Túnez.

Anteriormente se habían encontrado otros fósiles de ancestros de vacas marinas en Jamaica con una edad parecida a la del hallado en Túnez, según explica a ELMUNDO.es Julien Benoit, autor principal del artículo e investigador del Instituto de Ciencias de la Evolución de la Universidad de Montpellier.

Por lo que respecta a las medidas del animal encontrado en Túnez, el investigador señala que es muy difícil dar una estimación precisa, pues sólo han encontrado un pequeño fragmento de un hueso del cráneo, en concreto del sistema auditivo. "El fósil, un hueso de la porción petrosa, mide aproximadamente la mitad del de Prorastamus, una vaca marina encontrada en Jamaica que tenía un tamaño parecido al de un cerdo. Por lo tanto, el nuevo espécimen descrito en este artículo probablemente era un animal con un peso de unos 40 o 50 kilogramos, lo que lo convierte en la vaca marina más pequeña descubierta hasta ahora", compara Benoit.

Por lo tanto, afirma el investigador, la principal diferencia entre estos animales primitivos y los actuales sirenios (como los manatíes y los dugongos) es su tamaño. Los animales actuales pesan entre 100 y 600 kilogramos", afirma...

Teresa Guerrero | ELMUNDO.es

Sé el primero en comentar

Seguidores

Noticias Recientes


CC 2.5Noticias de Ciencia. Template por Dicas Blogger.

Inicio